Televisión Abierta Digital (TDA): reestructuración e incertidumbre

La toma pacífica del CCK de ayer se levantó con la esperanza de una nueva negociación con el Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos.

Desde el mediodía de ayer hasta pasadas las 21, los trabajadores de la Televisión Digital Abierta (TDA) mantuvieron una toma pacífica del hall del Centro Cultural Kirchner por sus puestos de trabajo, luego de que se enteraran a través de sus delegados sindicales del cierre del CIARA, el área de TDA Contenidos, perteneciente al Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos que conduce Hernán Lombardi. En el día de hoy, los delegados esperan poder negociar mejores condiciones para los trabajadores, ya sea una indemnización acorde a los años trabajados o la continuidad laboral en otras dependencias del sistema público de medios.

“Nadie nos envió un mail, un aviso de que iban a rescindir los contratos, ni siquiera una persona del organigrama de Lombardi se presentó”, dijo Paula Bartolomé, guionista de TDA que estuvo presente en la toma. Los despedidos a partir del 1 de enero pueden abarcar entre 160 y 180 personas, según si las autoridades de Sistema de Medios Públicos consideran al personal administrativo como parte del área a clausurar. La mayoría de ellos se encuentran contratados a través de convenios universitarios como monotributistas, por lo que, en una primera instancia, el Estado se negó a resarcirlos con una indemnización: “Sintiéndose muy generosos, nos ofrecían dos meses de continuidad, cobrar dos meses más a partir del 31 de diciembre como compensación. Yo estoy hace 6 años, hay gente que está hace 7”, dijo Bartolomé.

El terminar con la precariedad laboral que se arrastra desde el gobierno anterior había sido una promesa de la actual gestión. “La idea era regularizarnos en una Sociedad del Estado que fue creada por decreto en diciembre de 2016. Al final fue una zanahoria con las que nos engañaron, para ahora a fin de año sacárnosla y confirmarnos que estamos todos despedidos”, dijo Adrián Rodríguez, productor de “Panorama Federal”, un noticiero que se emite los sábados por la Televisión Pública.  El decreto 1222/16 había creado “Contenidos Públicos Sociedad del Estado”, donde se aglutinarían el canal Encuentro, Paka-Paka, DeporTV, BACUA, ACUA Mayor y ACUA Federal bajo la órbita de la Jefatura de Gabinete en vez del Ministerio de Educación.

Para los 180 empleados despedidos, a la pérdida del puesto laboral se le suma también la tristeza de dejar un ideal en el que creían. “Siempre trabajé, y lo digo con orgullo, para generar contenidos públicos. Fue un proyecto maravilloso donde los contenidos no tenían que ver con el consumo, con lo comercial”, dijo la guionista Paula Bartolomé.

La toma del Centro Cultural Kirchner se levantó luego de que los delegados sindicales hubiesen logrado una negociación para el día de hoy. “Se abrió un canal de diálogo donde vamos a buscar una salida negociada para todos los compañeros para que los que se quieran ir, puedan hacerlo con una indemnización digna, como pasó en canal Encuentro. Y para los que no quieran, nos quedaremos a luchar dentro de la Sociedad de Estado”, dijo Patricio Delgado, delegado de TDA. Las cesantías en TDA se dan en el marco de un ajuste de los medios públicos, en particular, y de los empleados públicos, en general. El sindicato de los empleados estatales ATE ya denunció 571 despidos en lo que va del mes.

La clausura del CIARA implicaría el fin de la producción de contenidos propios en los canales del Estado, los cuales ya venían repitiendo su programación, y pondría en duda la continuidad de la TDA. “Nosotros generábamos contenidos audiovisuales que podían servir para la TV Pública, Encuentro, Paka-Paka, DeporTV, spots de presidencia”, añadió Rodríguez que cree que esas funciones pasaran a productoras tercerizadas. Al respecto, y en el contexto de la toma pacífica, el organismo a cargo de Lombardi emitió un comunicado que se replicó en las redes en el que asegura que la TDA continuara vigente. “La desarticulación de la unidad CIARA de ninguna manera pone en riesgo el sistema de Televisión Digital Abierta (TDA), cuyo pleno funcionamiento está garantizado”, informa el documento, el cual explica que se tomó dicha decisión por la “costosa estructura de recursos humanos y técnicos” del área de contenidos de la TDA.

Sin embargo, Delgado consideró que la TDA “no existiría más” ni siquiera como red de distribución de contenidos. “La Sociedad del Estado (creada por el decreto 1222/16) no se pinchó, no nos quieren contratar directamente. La quieren reducir a su mínima expresión”, dijo.

Para los 180 empleados despedidos, a la pérdida del puesto laboral se le suma también la tristeza de dejar un ideal en el que creían. “Siempre trabajé, y lo digo con orgullo, para generar contenidos públicos. Fue un proyecto maravilloso donde los contenidos no tenían que ver con el consumo, con lo comercial”, dijo Bartolomé. “La política de fomentar el desarrollo de contenido en el interior es histórica, se narró el país desde otros lugares que no fueran Buenos Aires y pudieron tener pantalla”, agregó la guionista.

El futuro del sistema de medios estatal está rodeado de una gran incertidumbre, con promesas rotas y respuestas evasivas. Mientras tanto los trabajadores esperan, en un fin de año convulsionado, una respuesta con respecto a su situación laboral. Con la fusión de Cablevisión y Telecom como trasfondo, cada pequeña escaramuza en el desmantelamiento de los medios estatales tiene otra resonancia.

Nicolás Gómez

Nicolás Gómez

Periodista.

Sin Comentarios

No se permiten comentarios